No olvides compartir ...

ÚNETE A NUESTRO GRUPO DE WhatsApp o Telegram. Y recibe materiales todos los días.

Por: Teología Sana.

El Dicasterio para la Doctrina de la Fe ha aprobado las apariciones de la Virgen María como Rosa Mística a la vidente italiana Pierina Gilli, afirmando que «no contienen elementos teológicos o morales contrarios a la doctrina de la Iglesia».

El anuncio fue realizado por el Cardenal Víctor Manuel Fernández, prefecto del Dicasterio, a través de una carta aprobada por el Papa Francisco y enviada el 5 de julio a Mons. Pierantonio Tremolada, Obispo de Brescia, ciudad del norte de Italia donde ocurrieron las apariciones.

Basándose en las nuevas Normas para proceder en el Discernimiento de presuntos fenómenos sobrenaturales, el Vaticano determinó que los mensajes difundidos por Pierina Gilli no contradicen la enseñanza de la Iglesia católica sobre la fe y la moral. Además, aseguran que los hechos relacionados con esta experiencia espiritual no presentan aspectos morales negativos ni otros elementos criticables.

El Dicasterio también resaltó que en los mensajes se pueden encontrar diversos aspectos positivos y realizó algunas aclaraciones para evitar malentendidos.

En la tradición católica, hay muchos acontecimientos o apariciones reportados de María, ángeles y/o santos y de la entrega de mensajes de Dios. Al parecer, en al menos algunos de estos casos, la gente genuinamente estuvo viendo algo sobrenatural. Mientras que algo de lo que es visto en varios lugares es quizá el trabajo de charlatanes, otras apariciones fueron aparentemente auténticas. Sin embargo, dicho esto, el que una aparición sea auténtica no significa que es un mensaje de Dios o una genuina aparición de María, un ángel o un santo. La Escritura declara que Satanás y sus demonios se disfrazan de ángeles de luz (2 Corintios 11:14-15). El engaño satánico es una posible explicación para las apariciones.

Rezarle a María es contrario a la amonestación de las Escrituras de orar solo a Dios y así dice que lo hagamos en el ejemplo de la Escritura. También es ilógico el sustituir la oración a un todo-amoroso, omnisciente y omnipotente Dios (Salmos 139; Hebreos 4:14-16), para rezarle a algún santo o a María, porque no existe evidencia en la Biblia de que ellos puedan siquiera escuchar las oraciones. El orar a los santos y a María en base a una creencia mundialmente extendida, es atribuirles atributos de omnipresencia y omnisciencia que solo Dios posee. En realidad, ¡eso es idolatría!

No hay descripciones bíblicas de apariciones o apariciones de los muertos, excepto cuando Saúl consultó a una bruja que conjuró el espíritu del profeta Samuel (1 Samuel 28). Este evento parece ser único en la historia, sin embargo, y la Biblia deja claro que no debemos comunicarnos con los muertos. La pregunta de si estas visiones apoyan falsas doctrinas católicas debe ser considerada al interpretar las apariciones de María. En otras palabras, hay explicaciones más bíblicamente sólidas y razonables para las apariciones de María que simplemente aceptarlas a su valor nominal.


Más noticias …

Puedes seguirnos en WhatsApp, Instagram,Messenger,Facebook, Telegram o Youtube. También puede suscribirse a nuestro boletín por correo electrónico.


No olvides compartir ...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

× Recibe nuestros artículos