No olvides compartir ...

Por: Tim Challies

Richard Baxter nació en Rowton, Inglaterra, en 1615, siendo el único hijo de Beatrice y Richard Baxter, Sr. Su padre se convirtió cuando Baxter tenía unos 10 años, lo que, según él, Dios utilizó para preparar su propio corazón para creer. Finalmente, “una prolongada enfermedad y varios libros, en particular The Works of William Perkins [Las obras de William Perkins], fueron los medios que Dios utilizó” para confirmar la conversión de Baxter.

Para su educación, Baxter asistió a la escuela primaria de Wroxeter bajo la dirección de John Owen. En lugar de estudiar en una universidad, continuó su aprendizaje por medio de clases particulares.

En 1638, Baxter entró en el ministerio como diácono, y en los años siguientes ocuparía los cargos de cura, orador (predicador remunerado), capellán del ejército y vicario.

El cargo que Baxter tuvo por más tiempo fue en Kidderminster, donde trabajó durante casi 20 años. Su trabajo fue tan eficaz que casi toda la ciudad se convirtió. La filosofía ministerial de su trabajo aquí se convirtió en la base de su libro clásico El pastor renovado.

Las grandes crisis religiosas y políticas de Inglaterra en el siglo diecisiete afectaron a Baxter así como a muchos de sus compañeros puritanos. El Acta de Uniformidad lo sacó de la Iglesia de Inglaterra cuando tenía casi 50 años, y nunca más volvió a ejercer el pastorado. También fue encarcelado en al menos dos ocasiones por sus enseñanzas no conformistas.

Poco después del Acta de Uniformidad, Baxter se casó con una de sus convertidas, Margaret Charlton, que en ese momento tenía la mitad de su edad. Su disparidad de años fue algo que causó controversia, pero la evidente bondad de su matrimonio pronto dejó de lado la cuestión. Vivieron en privado en o cerca de Londres durante los 29 años de su matrimonio.

En sus restantes años de vida, Baxter predicaría ocasionalmente, pero dedicó la mayor parte de su tiempo a escribir, dejando tras de sí, en total, una biblioteca de más de 150 tratados e innumerables cartas y documentos.

Murió el 8 de diciembre de 1691 a la edad de 76 años.

Contribución única 

Tal vez la característica más particular del ministerio de Baxter es el gran volumen y alcance de lo que escribió. J. I. Packer señala que fue “el teólogo inglés más extenso de todos los tiempos”, también dice que:

Además de los aproximadamente cuatro millones de palabras de escritos pastorales, apologéticos, devocionales y homiléticos que se reimprimen en sus Obras prácticas, produjo unos seis millones más sobre aspectos de la doctrina de la gracia y la salvación, la unidad de la iglesia y el inconformismo, los sacramentos, el catolicismo romano, el antinomianismo, el milenarismo, el cuaquerismo, la política y la historia, por no mencionar una teología sistemática en latín…

Pero fue capaz de hacer algo más que escribir mucho. Packer también destaca la calidad de su trabajo:

Ya sea que estés o no de acuerdo con las posturas de Baxter, te encontrarás siendo confrontado con el criterio maduro de una mente clara, aguda, bien equipada y sabia, distinguida tanto por su integridad intelectual como por su agudeza espiritual. No creo que Baxter estuviera siempre en lo correcto, pero lo veo… como uno de los pensadores cristianos más impresionantes.

Esta combinación en Baxter de amplios conocimientos, pensamiento sólido y sensibilidad espiritual ha llevado a Packer a apodarlo “un hombre para todos los ministerios”.

Obras más importantes 

El descanso eterno de los santos. “Un devocional clásico sobre cómo los pensamientos sobre Dios y el cielo pueden renovar el corazón para el servicio aquí abajo” (Packer).

El pastor renovado. Una mirada detallada al tipo de supervisión que Baxter cree que los pastores deben tener sobre ellos mismos y sus rebaños.

Las obras prácticas de Richard Baxter. Una compilación de los escritos cristianos más populares de Baxter. Contiene los dos títulos anteriores, Un directorio cristiano, A Call to the Unconverted [Un Llamado para el inconverso], Dying Thoughts [Pensamientos moribundos] y muchos más.

Este artículo se publicó originalmente en Challies.


Relacionado …


No olvides compartir ...
Un comentario en «Los puritanos: Richard Baxter »
  1. Buenas tardes, excelente escrito del hno Baxter, quisiera que me regalaran en pdf, El descanso eterno de los santos
    Gracias y Dios los continúe bendiciendo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

× Recibe nuestros artículos