No olvides compartir ...

Por: Charles Stanley

Los que viven para agradar al Espíritu, del Espíritu, cosecharán vida eterna. Así que no nos cansemos de hacer el bien. A su debido tiempo, cosecharemos numerosas bendiciones si no nos damos por vencidos. GÁLATAS 6.8–9, NTV

Tal vez se pregunte usted si el tiempo que pasa en oración, leyendo la Palabra de Dios y esperando en la presencia del Señor ejerce algún impacto real. Amigo, lo hace absolutamente. Aunque quizás no se sienta más cerca de Dios, la práctica de estas disciplinas espirituales aumenta la influencia del Padre en su vida, en especial a medida que le obedece.

Sin embargo, como todo lo demás en la vida cristiana, confiar en el Padre le transforma «mediante la renovación de su mente» (Romanos 12.2, NVI) conforme lo busca en un acto de fe. Usted está sembrando semillas del Espíritu invisibles, que luego crecen hasta ser una cosecha asombrosa y eterna de amor, gozo, paz, paciencia, benignidad, bondad, mansedumbre, dominio propio y fe en su vida. A menudo no detecta que el fruto del Espíritu se muestra por medio de usted, pero otros sí lo notan. Y aman al Señor más debido a eso.

Así que no se desespere. Siga buscando a Dios y tenga la confianza de que el tiempo que pasa con Él rinde grandes recompensas eternas.

Señor, gracias por transformarme durante estos tiempos de quietud. Que mi vida te glorifique siempre. Amén.

Siga leyendo …

Puedes seguirnos en WhatsApp, Instagram,Messenger,Facebook, Telegram o Youtube. También puede suscribirse a nuestro boletín por correo electrónico.


No olvides compartir ...
2 comentarios en «No desespere, a Su tiempo Él hará – Charles Stanley»
  1. Esto muy cierto, porque en mi caso yo estoy pasando por un proceso de purificación de mi alma, y es duro y nuestro mismo Señor lo dijo que no iba a hacer fácil, pero también dijo confiad en mi yo he vencido al mundo, les pido oración para mi que Dios me de fuerzas, arrastro más de treinta años sumido en la pornografia, pero estoy luchando y para Dios no hay nada imposible

    1. Estimado hno. Entiendo su lucha, yo también por décadas luché contra ese monstruo llamado pornografía. En algún momento pensé que no había salida… ¡Pero ánimo hno., se puede! Hable con sus pastores sobre ese problema, con sus padres si es soltero o su esposa si es casado. Sé que no es fácil, pero confesar nuestros pecados a Dios y a las personas cercanas a nosotros ayuda a que ellos oren por nuestras vidas y sepan la lucha que estamos pasando. Le paso el siguiente link con dos libros que me ayudaron bastante en esa lucha, el primero esta en amazon, el segundo es un pdf.
      https://www.amazon.com/-/es/Deepak-Reju/dp/1944839860
      http://www.iglesiareformada.com/Owen_Mortificacion_Pecado.pdf
      Y lo más importante, su lectura diaria de la palabra de Dios y la oración será su alimento para llenar su mente y fortalecer su espíritu.
      Un fuerte abrazo estimado. Ánimo, siga adelante:
      «estando persuadido de esto, que el que comenzó en vosotros la buena obra, la perfeccionará hasta el día de Jesucristo» (FILIPENSES 1:6).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

× Recibe nuestros artículos