No olvides compartir ...

RECIBE MATERIALES DE A.W. TOZER DIARIAMENTE para recibir materiales, CLICK AQUÍ.

Por: A. W. Tozer

Este artículo forma parte de la serie «Encuentros con el Dios Todopoderoso»

Desde el principio se estableció tu trono, y tú desde siempre has existido. SALMO 93:2

Dios nunca comenzó a ser. Quiero que en tu mente le des un poco de vueltas a la palabra «principio» y lo pienses. «En el principio creó Dios los cielos y la tierra» (Génesis 1:1), ¡pero Dios mismo nunca comenzó a ser! «Principio» es una palabra que no afecta a Dios de ninguna manera. Hay muchos conceptos e ideas que no tocan a Dios en lo absoluto, como el concepto de principio o creación, cuando Dios habló y las cosas comenzaron a ser. «En el principio creó Dios», pero antes del principio no había ningún «principio»; ¡no había ningún «antes»! Los antiguos teólogos solían decir que la eternidad es un círculo. Damos vueltas y vueltas en el círculo, pero antes de que existiera algún círculo, ¡estaba Dios! Dios no comenzó a ser, Dios estaba.

Dios no comenzó desde algún lugar, Dios solo es […]

Sin embargo, ¡nunca hubo un tiempo en el que no existiera Dios! Nadie dijo: «¡Sea Dios!». De lo contrario, el que dijera «Sea Dios» tendría que ser Dios. Y aquel de quien Él dijo: «Déjalo ser», no sería Dios en absoluto, sino un «dios» secundario que no valdría la pena. Dios, allá en el principio, creó. Dios estaba, ¡eso es todo!

Señor, estás más allá de mi comprensión y eres digno de mi alabanza. Tú eres desde la eternidad, el gran YO SOY. Amén.


Puedes seguirnos en WhatsApp,Messenger,FacebookTelegram Youtube. También puede suscribirse a nuestro boletín por correo electrónico.


No olvides compartir ...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

× Recibe nuestros artículos