No olvides compartir ...

Por: John MacArthur

Este artículo forma parte de la serie: «Devocional Acércate a Dios«

«En él también vosotros, habiendo oído la palabra de verdad, el evangelio de vuestra salvación, y habiendo creído en él» (Efesios 1:13).

El evangelio es verdadero porque Jesús es verdadero, no simplemente porque los cristianos crean en Él.

Después de declarar la salvación desde la perspectiva de Dios en el versículo 12, Pablo la expresa ahora desde la óptica del hombre. La fe en Cristo es la respuesta tuya al propósito eleccionario de Dios en tu vida.

Esas dos verdades —la iniciativa de Dios y la respuesta del hombre— coexisten en todas las Escrituras.

Pablo dijo, de manera apropiada, que el evangelio era «el mensaje de la verdad» porque esta es su característica predominante. La salvación fue concebida por el Dios de la verdad (Salmos 31:5), fue comprada por el Hijo, que es la verdad (Juan 14:6) y es aplicada por el Espíritu de verdad (Juan 16:13). Saber eso es conocer la verdad que instaura hombres libres (Juan 8:32). Los creyentes son la gente de la verdad (Juan 18:37), por lo que adoran a Dios en espíritu y en verdad (Juan 4:24); además, obedecen la Palabra de verdad (Juan 17:17).

Sin embargo, aunque la verdad de Dios es muy profunda y poderosa, la gente la ha rechazado, descuidado, redefinido y se ha opuesto a ella por siglos. Algunos, como Pilato, niegan con cinismo que la verdad exista o que pueda ser conocida por los hombres (Juan 18:38).

Otros tontamente piensan que negar la verdad, de alguna manera, hará que desaparezca. Tal vez hayas escuchado a alguien que diga: «Jesús puede ser verdadero para usted, pero eso no significa que tiene que serlo para mí». Ese punto de vista asume que la creencia, en alguna manera, determina la verdad. Pero es todo lo contrario. La verdad determina la validez de lo que uno cree. Creer una mentira no la hace verdad. Por el contrario, errar al creer en la verdad no la convierte en mentira.

El evangelio es verdadero porque Jesús lo es, no simplemente porque los cristianos crean en Él. La resurrección de Cristo demostró lo verdadero de sus afirmaciones y constituye la base objetiva de nuestra fe (Romanos 1:4; 1 Pedro 1:3).

Hoy enfrentarás la vida armado con el mensaje de la verdad y con el poder del Espíritu de verdad. La verdad es tu protección y tu fortaleza (Efesios 6:14). Las almas perdidas necesitan desesperadamente escuchar esa verdad. Represéntala bien y proclámala con valentía.

Sugerencias para la oración: Agradece al Señor que te ha capacitado con su Espíritu para entender su verdad (1 Corintios 2:14-16).  Pídele sabiduría y valor para hablar la verdad de Cristo con amor (Ef 4:15).

Para un estudio más profundo: Lee 1 Corintios 15:1-11 y Hechos 17:30-31. ¿Qué elementos clave del evangelio enumera Pablo? ¿Cuál es la relación entre la resurrección de Cristo y el juicio de Dios a los pecadores?


Puedes seguirnos en FacebookTelegram Youtube. También puede suscribirse a nuestro boletín por correo electrónico.


No olvides compartir ...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

× Recibe nuestros artículos