No olvides compartir ...

Por: Charles Stanley

¿Quién me libertará de… el pecado y la muerte? ¡Gracias a Dios! La respuesta está en Jesucristo. ROMANOS 7.24–25, NTV

¿Se siente impotente contra sus deseos pecaminosos? ¿Quiere obedecer a Dios, pero fracasa repetidas veces? Tal vez se ha dado cuenta de que la fuerza de voluntad simplemente no basta para vencer sus impulsos pecaminosos. Y eso es verdad. Si quiere luchar contra la tentación, debe hacerlo como lo hizo Jesús: con la Palabra de Dios.

Como ve, el pecado empieza con sus pensamientos: aunque parezcan inocentes, atizan el deseo de satisfacer sus necesidades por sí mismo en lugar de permitir que Dios lo haga. Usted quiere sentirse amado y respetado, así que los deseos carnales se disparan. Luego chismea y habla mal de los que actúan rudamente con usted. Así que persigue el dinero, las relaciones personales y el poder. Después termina ahogando su vergüenza con comportamientos adictivos que lo único que hacen es aumentar su dolor. Pero nada de eso sirve.

No, para dejar de pecar debe reemplazar sus pensamientos y tácticas con la verdad de Dios.

Recuerde que usted es una nueva criatura en Cristo: plenamente amada, aceptada, segura y limpia; y que las Escrituras son su mejor defensa contra la tentación. Así que permita que la verdad de Dios le haga libre y le dé la victoria sobre el pecado.

Señor, gracias por limpiarme del pecado y darme mediante tu Palabra la victoria sobre las tentaciones. Amén.


*Charles Frazier Stanley ​ fue un teólogo, predicador, misionero, erudito bíblico, escritor y pastor bautista estadounidense conocido por ser el fundador y presidente de «Ministerios en Contacto». Era pastor en la Primera Iglesia Bautista.


No olvides compartir ...
Un comentario en «¿Cómo luchar contra la tentación? – Charles Stanley»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

× Recibe nuestros artículos