No olvides compartir con tus amigos ....

Por: A. W. Tozer

Este artículo forma parte de la serie «Encuentros con el Dios Todopoderoso»

¿Quién ha medido las aguas con la palma de su mano, y abarcado entre sus dedos la extensión de los cielos? ISAÍAS 40:12

Debemos interesarnos por la persona y el carácter de Dios, no por las promesas. A través de las promesas aprendemos lo que Dios ha querido para nosotros, aprendemos lo que podemos reclamar como nuestra herencia, aprendemos cómo debemos orar. Sin embargo, la fe en sí misma debe descansar en el carácter de Dios. ¿Es difícil ver esto? ¿Por qué no lo enfatizamos en nuestros círculos evangélicos? ¿Por qué tememos declarar que las personas en nuestras iglesias deben llegar a conocer a Dios mismo? ¿Por qué no les decimos que deben ir más allá del punto de hacer de Dios un bote salvavidas para su rescate o una escalera para escapar de un edificio en llamas? ¿Cómo podemos ayudar a nuestra gente a superar la idea de que Dios existe solo para ayudar a administrar sus negocios o volar sus aviones?

Dios no es un mozo de estación de ferrocarril que carga tu maleta y te sirve. Dios es Dios. Él creó el cielo y la tierra. Tiene el mundo en su mano. Pesa el polvo de la tierra en una balanza. Extiende el cielo como un manto. Él es el gran Dios Todopoderoso. No es tu siervo.

Él es tu Padre y tú eres su hijo. Él se sienta en el cielo, y tú estás en la tierra.

Dios, me postro delante de ti en adoración hoy. Perdóname por esas veces que te he tratado como si fueras mi siervo. Soy tu siervo, Señor, y hoy me inclino en humildad ante ti. Amén.

ARTÍCULO DE INTERÉS → La causa de la debilidad de la iglesia – A.W. Tozer


9 comentarios en «Dios no es tu siervo – A.W. Tozer»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *