No olvides compartir con tus amigos ....

Priscilla Alcantara, quien creció como cantante góspel con gran éxito dejó los caminos del Señor para adentrarse en la música secular y todas las costumbres de la moda secular como tatuajes, ropa provocativa y comportamientos poco decorosos, en los que resaltan su amplio apoyo a la comunidad LGBT de su país.

Después de estar en conflicto con la iglesia por sus continuas actitudes no agradables a los ojos de Dios, fue invitada por la Iglesia Bautista de Água Branca (IBAB), en donde tuvo la oportunidad de cantar desde el altar y defender la idea de que la palabra de Dios debe actualizarse.

La cantante dijo esto debido a que –según ella- hay la necesidad de que las personas LGBT conozcan que “no están condenados al infierno por ser homosexuales”.

Asimismo, colocó canciones seculares y añadió una pista de  un cantante drag queen llamado Gloria Groove “Sobrevivi”, en donde incita aparentemente a las personas a irse de las iglesias “por la condenación” que supuestamente existe para las personas LGBT.

Ésta parte en específico es considerada como una provocación a la iglesia por el hecho de que estuvo en el altar con canciones seculares apoyando a los gays además de que vistió ropa realmente ceñida al cuerpo.

Su actuación, de la cual se burló de los creyentes, es la primera que hace desde que decidió irse del mercado de música góspel y dar un cambio radical a lo que antes hacía para Dios.

La palabra de Dios es irrevocable, por cuanto cada palabra que está en ella no puede ser cambiada ni reformada pues el Señor advirtió de un castigo para aquellos que lo hicieran, y mucho menos para apoyar a la perversidad y la abominación que trae consigo la homosexualidad.

ARTÍCULO DE INTERÉS → Ex gay se reconcilia con Jesús “Dios nunca me dejó”

Tomado de BIBLIATODO.COM


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *