No olvides compartir con tus amigos ....

Por: Paul D. Tripp

Este artículo forma parte de la serie: «Nuevas Misericordias cada mañana» de Paul D. Tripp

Hoy puedes persuadirte de que eres más inteligente que Dios y que puedes escribir tus propias reglas o de que te someterás en humildad a Su sabio llamado.

A me​nu​do es algo su​til, casi pasa de​sa​per​ci​bi​do, pero tie​ne gran​des im​pli​ca​cio​nes en nues​tra ma​ne​ra de vi​vir. Tú y yo so​bre​pa​sa​mos los lí​mi​tes de Dios de​bi​do a que hay mo​men​tos en nues​tras vi​das en que nos con​ven​ce​mos a no​so​tros mis​mos de que so​mos más in​te​li​gen​tes que Dios. Nos de​ci​mos que lo que Él dice está mal, que lo malo no es tan malo al fin y al cabo. Nos per​sua​di​mos de que po​de​mos desobedecer a Dios y que, aun así, todo sal​drá bien al fi​nal. Nos de​ci​mos que nues​tra for​ma de ha​cer las co​sas es me​jor que la de Dios. La gran men​ti​ra que ali​men​ta todo esto es que hay vida del otro lado de los lí​mi​tes que el om​nis​ciente y sa​bio Dios ha pues​to para no​so​tros. Es la pri​me​ra men​ti​ra que se dijo, la cual fue abra​za​da y rea​li​za​da en ese te​rri​ble mo​men​to en el Edén. La hu​ma​ni​dad ha creí​do esa men​ti​ra des​de en​ton​ces.

El sal​mis​ta dice: “Ja​más me ol​vi​da​ré de tus pre​cep​tos, pues con ellos me has dado vida. Ten​go más dis​cer​ni​mien​to que to​dos mis maes​tros por​que me​di​to en tus es​ta​tu​tos. La ex​po​si​ción de tus pa​la​bras nos da luz, y da en​ten​di​mien​to al sen​ci​llo” (Sal​mo 119: 93, 99, 130). Esa es la pers​pec​ti​va de Dios. Aun así, un es​po​so qui​zá pien​se que pue​de cri​ti​car y de​man​dar co​sas a su es​po​sa y que to​da​vía su ma​tri​mo​nio es​ta​rá bien. O tú, tal vez, lle​gues a pen​sar que pue​des gas​tar más de lo que ga​nas y que, al fi​nal, tus fi​nan​zas es​ta​rán bien. O po​drías pen​sar que pue​des per​mi​tir​te ser lu​ju​rio​so sin da​ñar tu co​ra​zón. De mil ma​ne​ras nos decimos ​ a no​so​tros mis​mos que, de una u otra for​ma, so​mos la ex​cep​ción a las re​glas de Dios. Todo esto de​mues​tra que te​ne​mos co​ra​zo​nes erran​tes que aún son sus​cep​ti​bles a las men​ti​ras del ene​mi​go.

A nuestros co​ra​zo​nes erran​tes no siem​pre les gus​ta lo que Dios dice que es bue​no, co​rrec​to, ver​da​de​ro, amo​ro​so y puro. En al​gu​nas oca​sio​nes lo que Dios dice que es lo me​jor no pa​re​ce ser lo me​jor a nues​tros ojos, y al​gu​nas ve​ces lo que Dios dice que está mal no apa​ren​ta ser tan malo. En esos mo​men​tos so​mos un pe​li​gro para no​so​tros mis​mos por​que he​mos acep​ta​do algo com​ple​ta​men​te irra​cio​nal —pen​sar que sa​be​mos más que Dios. Es la más alta ilu​sión del pe​ca​do. Es una pe​li​gro​sa y des​truc​ti​va irra​cio​na​li​dad de la mo​ral. Esto no nos lle​va a nada bue​no. Nun​ca re​sul​ta ser la vida que es​ta​mos bus​can​do. Pro​ver​bios 16:25 cap​ta esta ilu​sión con po​cas, pero po​de​ro​sas pa​la​bras: “Hay ca​mi​nos que al hom​bre le pa​re​cen rectos, pero que aca​ban por ser ca​mi​nos de muer​te”.

Esta ten​ta​ción de “soy más lis​to que Dios” es un ar​gu​men​to más a fa​vor de nues​tra ne​ce​si​dad dia​ria de la gra​cia. Es otro lu​gar don​de de​be​mos ser li​be​ra​dos de no​so​tros mis​mos. Nos re​cuer​da una vez más que nin​gu​no de no​so​tros ha so​bre​vi​vi​do sin la mi​se​ri​cor​dia res​ca​ta​do​ra de un Re​den​tor siem​pre pre​sen​te y siem​pre dis​pues​to. Co​rre ha​cia esa mi​se​ri​cor​dia una vez más hoy.

Para pro​fun​di​zar y ser alen​ta​do: Pro​ver​bios 6:20-23

Tomado de «Nuevas Misericordias cada mañana» de Paul D. Tripp

*Paul Tripp es pastor, autor y conferencista internacional. Él es el presidente de Ministerios Paul Tripp y trabaja para conectar el poder transformador de Jesucristo con la vida cotidiana.


¿Tienes Telegram instalado? Recibe nuestro contenido en nuestro canal. O si lo prefieres, entérate de todo desde nuestra página de Facebook y no olvides suscribirte a nuestro canal en Youtube

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.