No olvides compartir con tus amigos ....

Por: Frances Ridley Havergal.

Este artículo forma parte de la serie «Manantiales en el desierto»

«Y yo me iré poco a poco al paso de la hacienda que va delante de mí, y al paso de los niños.» (Génesis 33:14.)

¡Qué cuadro tan magnífico nos presenta Jacob con el cuidado que tuvo con el ganado y con los niños! Él no permitía que se les forzase a marchar más de lo que podían, ni aun por un solo día. Él no los conducía con la misma rapidez que un hombre fuerte como Esaú podía caminar, sino que esperaba que ellos caminasen solamente lo que podían soportar. Él sabía con exactitud la distancia que podían recorrer durante el día, y se pasaba las horas pensando y meditando en el arreglo de las marchas.

Él había hecho este mismo viaje algunos años antes y conocía todo lo referente a su aspereza, calor y distancia por experiencia personal. Y así, él dijo: «Yo conduciré poco a poco,» «Porque vosotros no habéis pasado antes por este camino.» (Josué 3:4.)

Es cierto que no hemos pasado antes por este camino, pero el Señor Jesús, sí. Para nosotros es terreno que está sin pisar y que desconocemos, pero Él conoce todo por experiencia personal. Los trozos de pendiente que cuando por ellos caminamos nos cortan la respiración, el terreno pedregoso que lastima nuestros pies, los lugares calurosos que recorremos y nos consumen porque no hay ni una sombra con que ampararse; los ríos impetuosos que atravesamos, pero por todo esto ha pasado Jesús antes que nosotros. «Él estaba cansado del camino.» Sobre Él pasaron, no algunas, sino toda clase de mareas, pero esto no consiguió apagar Su amor. Por medio de lo mucho que sufrió, se hizo un perfecto Guía.

«Él conoce nuestra naturaleza; Él recuerda que somos polvo.» Piensa sobre esto, cuando estés tentado a inquirir sobre la dulzura con que Él nos guía. Él siempre está recordando, y no permitirá que vayas un paso más allá de lo que tu pie pueda soportar. No te importe si crees que no has de poder dar el próximo paso; porque una de dos, o Él te fortalecerá para que lo des, o te mandará que hagas un alto inmediato, y no tendrás necesidad de darlo.

Tomado de Manantiales en el Desierto / L. B. Cowman 


¿Tienes Telegram instalado? Recibe nuestro contenido en nuestro canal. O si lo prefieres, entérate de todo desde nuestra página de Facebook y no olvides suscribirte a nuestro canal en Youtube

2 comentarios en «Él conoce el camino y nos guiará seguros»
  1. ‘Él conoce todo por experiencia personal’.
    *me cogieron entonces y cogieron infinidad de veces porque lo experiencial (según ustedes) es una badca y escriben sobre, WTF!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *