No olvides compartir con tus amigos ....

Por: Charles Spurgeon.

Colosenses 1:10: para que andéis como es digno del Señor, agradándole en todo, llevando fruto en toda buena obra, y creciendo en el conocimiento de Dios

El apóstol ora «para que andéis como es digno del Señor, agradándole en todo». ¿No es adecuado que tú, que vas a ser levantado al cielo como Enoc, camines como lo hizo él y tengas el testimonio de haber agradado a Dios? Vas a habitar a la diestra de Dios, donde hay delicias para siempre, ¿no deseas hacer todo lo que puedas para agradar al Señor antes de verle?

Eres el hijo de un rey; todavía no te has puesto tu reluciente atuendo, la corona todavía no está en tu cabeza, pero seguro desearás comportarte como corresponde a alguien que está predestinado a tanto honor y gloria. Si un hijo está en un país lejano y de vuelta a casa, lo normal es que comience a pensar «¿Qué puedo llevar a casa? ¿Qué puedo hacer para agradar a mi amado padre al que pronto veré?»

Comienza, amado, por ver lo que puedes hacer para agradar a Dios, porque pronto entrarás en su deleite, y habitarás con los que visten túnicas blancas «porque son dignos».

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *